Entrevistas que invitan a reflexionar. Sergio Garcia

    En ocasiones buscamos referentes en el mundo de los negocios para identificar buenas prácticas que nos ayuden en el Management empresarial.

    Sin embargo, identificar aquellas actitudes de los deportistas de élite que funcionan también puede convertirse en una buena costumbre.

    No es objeto de este post hacer publicidad de ninguna editorial, pero hay entrevistas que invitan a reflexionar.

    Y esto nos ha ocurrido al leer Forbes de este mes de febrero, en la que se entrevista a Sergio Garcia “El Niño”, jugador de Golf Valenciano, y reconocido por su talento precoz en esta disciplina.

    Si tuviéramos que identificar sus señas de identidad  y que pueden ser un buen referente a nivel empresarial, destacaríamos las siguientes:

  •   Para estar entre los mejores, no hay mejor truco que trabajar mucho, ser constante y mantenerse en un buen estado físico..- Profesiones de elevado contenido intelectual y que se desarrollan de un modo sedentario, pueden convertirse en una trampa para seguir avanzando. Es importante ejercitar la mente, seguir estudiando siempre;  pero también hay que ocuparse del cuerpo y el espíritu. De lo contrario nunca estaremos entre los mejores, al faltar un correcto equilibro cuerpo/mente.
  • Ser competitivo, no perder el foco, pero al mismo tiempo actuar con humildad, para no dejar nunca de mejorar.- La vanidad puede ser un mal aliado en el camino. Para alcanzar nuestras metas no hace falta pisar a todo aquel que se cruce en nuestro camino. Pero ser humilde tampoco implica doblarse a las exigencias externas, por eso es importe no perder el foco.
  • Establecer prioridades.- El entorno empresarial está lleno de exigencias, plazos, interrupciones constantes. Lo que es prioritario para nosotros no siempre coincide con lo que lo es para las personas que nos acompañan en el viaje de la vida. Por eso es importante que el foco, nuestros objetivos y nuestras metas tengan una hoja de ruta bien detallada. Si es así, seremos capaces de establecer qué es prioritario para nosotros, pase lo que pase.
  • Convertir la meta en un objetivo, pero que éste no se convierta en una cuestión de “vida o muerte” hasta el punto de penalizar los otros logros que han conseguido en el camino. .- A lo largo de nuestro viaje nos encontraremos con escollos, algunos insalvables, y otros que no lo serán tanto. Ello nos puede llevar a una insatisfacción constante, porque no divisamos la meta de un modo cercano. Por eso, es importante reconocer aquellos logros que hemos ido consiguiendo a lo largo de nuestra trayectoria personal y profesional, pues ello nos acercará cada vez más a nuestro objetivo. 
  • La motivación es la que nos permite avanzar cada día..- Es la que nos hace saltar cada día de la cama. El resorte para subir cada día un peldaño más en la escalera de la vida.
  • La competencia es sana y nos estimula.- Es la que nos dice “muévete y el mundo se moverá contigo. Si te quedas parado, se moverá sin ti”.
  • Los ciclos de la vida van cambiando y no siempre podemos estar al mismo nivel. .-Aceptar la aparición de personas más jóvenes y con un alto nivel de preparación tiene que servir como estímulo para no quedarse parado.
  • Ser un referente para los que vienen detrás. .- Deja huella con tu trabajo, predica con el ejemplo y comparte tu conocimiento. 
  • Ayudar al objetivo común es bonito y enriquecedor.
  • El silencio y el respeto del público en cada golpe, frente a los gritos y animadversión en otros deportes de mayor contacto físico. - El golf es un deporte que se caracteriza por el respeto. De ahí el silencio en cada golpe. En el mundo empresarial también hay que visibilizar el trabajo que realizamos, pero siempre con respeto y con educación. 


Y a ti, ¿también hay entrevistas que te resulta inspiradoras ? ¿Las compartes con nosotros a través de este #entrevistasinspiradoras.

Laura Mollá Enguix (Socia fundadora GMR Management) | 5 febrero 2019